COMPARTIRShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

El chef, desde hace un tiempo, está dedicado a la elaboración de calidad de panes. Con toda la energía puesta en el crecimiento de Bröd (Bakery) y en el desarrollo del pan, cuenta cómo es la vinculación con unos de los elementos básico de la cocina.

La elaboración de un producto de calidad resulta esencial hoy materia gastronómica. Los consumidores se han especificado y se han vuelto exigentes hasta el mínimo detalle en cada uno de los ingredientes que conforman una receta. El pan no es ajeno a esto y por suerte en nuestro medio se encuentran varios profesionales destinando su conocimiento a este producto ancestral como el hombre.

Uno de esos profesionales es Sebastián Flores, propietario de Bröd (Bakery) que abarca el sentido más amplio de las harinas: la panadería y la pastelería. Y con el paso del tiempo, se ha transformado en el lugar indicado para aquellos amantes de estas propuestas.

Bröd. Ubicada en Chile 894. Mendoza

Con un estilo moderno y respondiendo a las tendencias actuales, la propuesta de Sebastián nos traslada a cualquier bakery europea, donde la variedad de opciones, se combina con su frescura y la excelencia en las materias primas. Sin embargo, el chef es consciente que en la Argentina falta mucho por desarrollar en el tema de la elaboración de harina. VyBV estuvo con Flores para conocer su opinión sobre estos temas básicos en la elaboración de panificados.

¿Cuál es la clave para hacer un buen pan?

Tiempo y perseverancia. Es como que vas entendiendo a las masas, vas estableciendo una relación. Fue un proceso largo poder llegar a encontrar un producto que nos satisfaga. Empezar a trabajar con masa madre y lograr un producto que nos gustara, llevó años.

Hay algunos estudios que han revelado que las materias primas, en lo referido a la panificación, son distintas en Argentina frente a todos lugares en el mundo ¿Es posible realizar un buen pan en el país con esas materias primas?

Quizá cueste un poco más acá. Es más difícil encontrar el producto ideal, pero hay cosas buenas y es cuestión de buscar y animarse a probar cosas distintas. Pero sí, en el tema harinas estamos un poco atrás. Hay mucho para desarrollar y por suerte hay cada vez más gente abocada a esto. Si buscas, encontrás buenos productos.

Pan de Campo Tradicional.

¿Cómo ha sido el vinculo con el consumidor?

Cuando empezamos tuvimos que hacer un trabajo de campo para formar la clientela. Es un producto distinto. Y luego ha habido una respuesta muy buena del público.

¿Que es lo que más destacan?

La dedicación creo (risas). Que es un producto bien cuidado y ese esmero que le ponemos. El producto fresco, y también el lugar donde estamos ubicados. Fue una combinación de cosas que hoy transformaron a Bröd en lo que es.

Los mediodías presentas interesantes opciones.

Y el vino casi que completa ese maridaje básico junto al queso y el pan ¿Qué lugar ocupa en tu cocina?

Nuestra relación con el vino es muy estrecha. Es casi inevitable. Si estás en la gastronomía estás mano a mano con el vino y nosotros estamos al lado de una cadena muy importante de vinotecas. Y realizamos acciones en conjunto, combinando la producción de nuestros platos, nuestros panes y el vino, siempre.

Para tener en cuenta

Bröd.

Chile 894 (Ciudad).

Abierto de lunes a sábado de 8 a 21. Domingos de 9 a 16