COMPARTIRShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Bodegas Salentein aprovechó la feria de vinos iconos y tope de gama que se realiza en Mendoza, para presentar en la Capital Mundial del Vino a “Alyda Van Salentein”, su nuevo espumante de alta gama.

El nuevo espumoso de alta gama de Salentein, la bodega pionera del Valle de Uco en Mendoza, fue el protagonista del evento Diplomatic Luxury Wines, realizado los días 2 y 3 de junio en el Diplomatic Hotel.

Alyda nació a finales del Siglo XVIII en el seno de una familia aristocrática holandesa.  Su padre Heribert Van Westervelt fue primer señor de Salentein. Poseedora de un espíritu inquieto y sensible esta noble mujer, imprimió un carácter único al estilo de vida en los orígenes de la Mansión Salentein “Huis de Salentein”.

Alyda Van Salentein Brut Nature, es nuestro homenaje a esta noble, interesante y sofisticada mujer que hoy se ve reflejada en cada burbuja de este Cuvée Prestige que lleva su nombre y que nos invita a enaltecer esas ocasiones que merecen ser celebradas, esos momentos que con el paso del tiempo al contrario de desaparecer, se vuelven eternos”, comentó Matías Bauzá Moreno, Director de Marketing de Salentein Luxury Wines.

Este nuevo espumante es sinónimo de innovación ya que no existe en nuestro país otro espumoso que cuente con sus particulares características y modo de elaboración únicoEste Cuvée Prestige fue elaborado con un corte de dos añadas diferentes donde la más antigua posee una gran crianza sobre sus borras obteniendo como resultado un vino untuoso y de buena estructura y acidez,  y la añada más joven aporta frescura y frutosidad.

Se trata de un espumante elaborado con uvas Chardonnay, Pinot Noir y Pinot Meunier del Valle de Uco, que le otorga media boca y estructura al espumante.

Para obtener un perlage (burbuja) refinado y placentero se realizó una cuidadosa selección de levaduras para generar una población especifica que se utilizó tanto en la elaboración del vino base como en la toma de espuma. Luego de la segunda fermentación en tanques tuvo una crianza sobre sus borras de 12 meses.

“Su licor de expedición es único ya que se  elabora a base de un vino Chardonnay muy complejo, que posee más de 5 años de crianza sobre borras, un porcentaje añejado en barricas de roble francés y que junto a otros componentes permite imprimirle el toque final de complejidad y elegancia que destacan a Alyda Van Salentein”, explicó Gustavo Bauzá,  Senior Winemaker de la bodega.

Precio: $430